Federal Café en Madrid

julio 15, 2018

No hay mejor excusa para conocer un nuevo restaurante en donde poder tomar un exquisito brunch que una reunión de las chicas Sherlockian, y más teniendo en cuenta que algunas se trasladaron unos cientos de kilómetros para esta quedada. 

Y como ya va siendo habitual en ellas, nos fuimos a tomar un brunch en el Federal Café, el de la Plaza Conde de Barajas de Madrid en pleno centro de la capital. 



Al no poder reservar, ya que no admiten reservas los fines de semana (bien que saben que lo van a llenar y llenar), llegamos sobre la 1 y media con la esperanza de encontrar sitio pues éramos un grupo grande de 8 personas. En la terraza imposible, a rebosar (la foto fue de cuando nos fuimos) y solo nos pudieron ubicar sin tener que esperar en un salón que tienen en el sótano. La verdad es que estuvimos solos durante todo el tiempo y eso que estuvimos horas y horas, aunque bien es verdad que el no haber aire acondicionado (cosa que no entiendo siendo verano) supongo que echó para atrás a más de uno, afortunadamente el día de julio no fue en Madrid muy caluroso así que gracias a la compañía y a la conversación animada, estuvimos más de dos horas degustando nuestro brunch. 




El brunch no es cerrado como en el anterior restaurante al que fuimos, el del Invernadero, si no que te lo montas tú a tu gusto. A favor, que así pides exactamente lo que quieres; en contra, que te sale más caro que con un menú cerrado, a mi parecer. 

Puedes elegir entre diferentes tartas caseras (riquísimas por cierto), hamburguesa, huevos (de todo tipo, benedict, al horno, revueltos, escalfados, fritos...), tostadas, zumos, bebidas calientes o frías, y a lo que pidas le puedes ir añadiendo ingredientes para personalizar el brunch. 

Por ejemplo, una servidora se pidió unos huevos revueltos con tostadas a los que añadí, patatas asadas con salvia, bacon inglés y champiñones a la plancha. 


Otra de las chicas se pidió unos huevos fritos con tostadas con champiñones, patatas con salvia y espárragos verdes. 


Y otra se pidió los famosos huevos benedict.


Otra se pidió los huevos también revueltos, con cebolla confitada, chorizo, tostadas, patatas y champiñones.


Y otra se pidió una hamburguesa vegetal con huevo.


De postre, nos decantamos por las tartas. Riquísimas por cierto. La de pistacho y naranja estaba buenísima y seguro que la de chocolate blanco también, pues quedar, no quedó nada, jejeje.




Junto con la bebida y el café, salimos a unos 22 euros por persona. Como os he dicho antes, un poco más caro que un menú cerrado de otro brunch por la zona, pero bien es verdad que repetimos de bebida, así que más o menos sale igual que otros brunch con precio cerrado. Y lo que más me gustó evidentemente fue la compañía y la charla de mis chicas Sherlockian. 

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

0 comentarios

Principios y normas de participación:

El Blog Los Viajes de Dora quiere favorecer la participación de todas las personas a través de sus comentarios, siempre bajo una exigencia de calidad que excluye insultos, descalificaciones y consideraciones no relacionadas con el tema en cuestión.

1) Son bienvenidos todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y la cali-
dad de este Blog.

2) La discrepancia y el contraste de pareceres son elementos básicos del debate. Los insul-
tos, ataques personales, descalificaciones o cualquier expresión o contenido que se aleje de los cauces correctos de discusión no tienen cabida en este Blog.

3) La política de moderación garantizará que sea acorde con los principios de pluralidad y -
respeto. No se tolerarán opiniones insultantes, xenófobas, racistas, homófobas, difamatorias o de cualquier otra índole que se consideren inaceptables.

4) Los mensajes publicitarios o sobre cuestiones no relacionadas con el tema de la entrada del Blog serán rechazados.

5) El Blog Los Viajes de Dora se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere
inadecuados.