Nuestro viaje por Cataluña

agosto 22, 2013

A pesar de lo que en un principio habíamos pensado, al final el verano de este año 2013 consiguió ser bastante prolífico en viajes.

En primer lugar, Asturias gracias al premio de Turismo de Asturias, y luego, por fin, nos decidimos a visitar Lisboa en donde pasamos cinco días de ensueño paseando por la ciudad y acercándonos a uno de los lugares que siempre guardaremos en la retina y en el corazón: Sintra.

Y ya que íbamos a pasar unos días en PortAventura como regalo de Comunión para nuestro hijo Rubén, decidimos a última hora y gracias a una oferta de los hoteles Eurostars, reservar unas noches previas en un hotel de esta cadena situado en la localidad de Rocallaura en la provincia de Lleida. 

Así que empezamos a contaros estos cuatro días intensos por tierras catalanas, como preámbulo de nuestra estancia en PortAventura.

Salimos como siempre temprano, muy temprano, eran pocos días y había que aprovechar cada minuto.


Una primera parada de camino para desayunar.


Y pasamos el Meridiano de Greenwich. Perdón por la calidad de las dos fotos, están hechas desde el coche.



A estas alturas, los chicos ya se habían despertado y cómo no, ya estaban dispuestos a jugar a sus maquinitas.


Tras unas cuatro y horas de media de recorrido, a lo que hay que sumar la media hora de desayuno, llegamos a nuestro primer destino en este viaje: la localidad medieval de Montblanc. Reconozco que tenemos cierta predilección por este tipo de pueblos, sus calles estrechas, su trazado medieval, su recuerdo de un tiempo pasado... nos sentimos cautivados por la belleza de Montblanc.


Aparcamos el coche fuera del recinto amurallado, para así empezar el recorrido por el interior, pasando por el Portal de Sant Antoni.

       

       

      
En primer lugar, nos acercamos a la Iglesia de Santa María la Mayor ya que es la más importante de la localidad y la más amplia. La fachada preciosa, y el interior con una gran bóveda de cañón y de una sola nave.

      


             
Una vez en el interior de la iglesia, vimos que se podía subir a las torres para sí poder hacer unas fotos desde lo alto de todo Montblanc, no pudimos resistirnos a la tentación, venga, hacia arriba, menos mal que había pocas escaleras.


       


       
 
           

Después seguimos visitando la villa de Montblanc paseando por sus calles medievales, llenas de encanto.



Visitamos El Palau Alenyà hoy en día Sede del Consell Comarcal, en donde cabe destacar su Sala Noble.




Y la famosa Calle de los Judíos con un pequeño arco medieval.


Por desgracia no pudimos visitar la Iglesia de San Miguel, ya que sólo se puede acceder a su interior con la visita guiada que organiza la Oficina Municipal de Turismo que sólo se lleva a cabo en fines de semana. Una pena porque desde el exterior pudimos contemplar a lo lejos unas bellísimas pinturas.



Su Plaza Mayor con el Ayuntamiento y casa señoriales. Mucho ambiente en la plaza con la gente sentada en los soportales tomando un refrigerio.





Uno de los monumentos que más nos sorprendió gratamente fue el Antiguo Hospital de Santa Magdalena con un precioso claustro.

      


     

Saliendo del recinto amurallado por El Foradot, llegamos a escasos metros al Convento y Santuario de la Serra.



Y antes de comer, subimos a la Pla de Santa Bàrbara para ver la Iglesia de Santa María la Mayor en todo su esplendor.




Después del madrugón y de todo el paseo por la villa medieval de Montblanc, ya era hora de comer, así que nos acercamos al restaurante El Call de Montblanc donde ya habíamos visto que había un menú bastante a buen precio y por lo que pudimos comprobar, exquisito. Un gran acierto que os recomendamos.





Hora ya de partir a nuestro siguiente destino: el Monasterio de Poblet.

Antes de llegar al hotel en el que teníamos la reserva, decidimos acercarnos al Monasterio de Poblet, uno de los monasterios que forma parte de la famosa ruta del Císter de Tarragona.

Sin problemas para aparcar, ya que hay habilitado un aparcamiento justo frente al monasterio.

En las taquillas nos informaron de los diversos precios, en mi caso, al ser profesora, cogí la entrada reducida, y para los niños, igual, pero a mi marido le salía más rentable el abono de los tres monasterios incluidos en la Ruta.

La visita es guiada, bueno más bien, un guía te acompaña y va cerrando y abriendo las diversas dependencias del monasterio, ya que esté se encuentra habitado actualmente, por lo que no sería muy adecuado dejar al público campear a sus aires por las estancias del mismo. Eso sí, se pueden hacer fotos sin problema, excepto en la parte del museo.

Lo que más gustó de este monasterio, aparte de su grandiosidad, es por supuesto su claustro y las terrazas, menudas vistas desde lo alto.

Os dejo unas cuantas fotos en las que salimos nosotros, ya que el monasterio ya tenéis bastantes en el enlace que os he mencionado.

      

      

      

        

Y cómo no podía ser de otra manera, Disney nos acompañaba también en este viaje, y viendo la extraña forma del pasamanos, no lo dudamos ni un momento, es Mushu!!!


Con poco tiempo de margen, y en vista de los horarios de los monasterios, decidimos terminar el día visitando el de Vallbona de los Montes, más pequeño que el de Poblet y de mujeres.

A nuestra llegada, que casi no lo conseguimos porque llegamos justo a la última visita guiada, la guía nos informa muy cortesmente de que esa última visita es en catalán y que como hay más gente esperando, no puede cambiarlo. Obviamente no estábamos dispuestos a perder la oportunidad de visitar el monasterio, no le dimos la más mínima importancia y la verdad es que la visita nos encantó. Pudimos seguir prácticamente todas las explicaciones pues la guía hablaba pausadamente, por eso desde estas líneas queremos felicitarla por su buen trabajo.

Lo más impresionante es el cimborrio.




      

Y de nuevo otra imagen que nos recordó a Disney, aunque en este caso no solamente nosotros la vimos, la guía nos comentó que muchas personas también le habían dicho lo mismo, poned vuestra imaginación en juego: ¿a que este perro se parece mucho a Slinky, de Toy Story?



Ahora sí que ya era hora de llegar al hotel, después del madrugón y todo el día de visita cultural.

Como ya sabéis nos hospedamos en el Hotel Eurostars Balneario Rocallaura. A pesar de que a nuestra llegada nos dieron un buen susto, pues al parecer no encontraban nuestra reserva y de que tuvimos que pedir que nos cambiaran de habitación por un ruido que no nos dejaba dormir, en general la estación fue agradable, lo más destacable su cocina, ya que nos alojamos con Media Pensión y pudimos disfrutar de unas increíbles cenas.







Y con esto acaba nuestro primer día por tierras catalanas.

Hoy empezamos el día con un desayuno fuerte en nuestro hotel. Nos espera una mañana cultural visitando el último de los monasterios que pertenecen a la Ruta del Cister: el de Santes Creus.

He de decir que de los tres monasterios, éste último es el que más nos gustó. Supongo que parte de culpa de esto, lo tenga el hecho de que puedes visitarlo a tu aire sin visitas guiadas ni nada, y con ayuda del folleto que te dan en la entrada, la visita la puedes hacer tranquilamente, a tu ritmo y parándote en aquellos lugares que más te llamen la atención.

Del monasterio lo más destacable es su claustro y en él mimos los impresionantes capiteles con decoraciones de animales fantásticos o personas. Los niños se lo pasaron en grande buscando los que venían en la guía.




      

       

Y aquí tenéis una foto de todo el monasterio desde la distancia.


Y para la comida nos acercamos hasta Tamarit, así que os dejo algunas fotos del castillo de esa localidad.











Después volvimos al hotel a cenar y a descansar. Al día siguiente continuábamos nuestro recorrido por Cataluña y en esta ocasión, habíamos elegido la ciudad de Reus para seguir disfrutar de nuestro viaje.

Amanece un nuevo día por tierras catalanas.

Después de pensar mucho en qué ciudad o lugar turístico visitar nos decantamos por la localidad de Reus, sobre todo pensando en poder disfrutar del mercadillo numismático de los sábado. Por desgracia, este nos defraudó, pero aun así sacamos provecho de nuestra visita a la ciudad de Reus visitando los edificios modernistas más destacados con una estupenda ruta por todas sus calles.

Os dejo con algunas de las fotos más emblemáticas de ese paseo.


      

             
    



Nos acercamos a un centro comercial ya en la localidad de Tarragona para comer y en cuanto terminamos nos dispusimos a recorrer la capital con todas sus ruinas romanas y edificios más emblemáticos a nuestra disposición. ¿Os venís?

Nos dirigimos a Tarragona capital para poder ver en profundidad la ciudad. En la planificación sólo teníamos esa tarde que ya que era sábado la íbamos a dedicar íntegramente a la Catedral pues el domingo cerraba al público y poco más.

Antes de llegar a Tarragona, como os dije, estuvimos comiendo en un centro comercial y mi hijo no pudo evitar hacerse una foto con un amigo suyo.


Dejamos el coche en el aparcamiento disuasorio de Passeig de Torroja 1, a un precio muy económico. De ahí nos dirigimos andando a las murallas e hicimos la entrada al recinto del centro histórico por la Puerta del Roser.


Entramos en la Antigua Audiencia para comprar las entradas para visitar los restos romanos de la ciudad que no tienen caducidad, con lo cual ya íbamos bien preparados para no tener que esperar al día siguiente a comprar las entradas.

En el edificio se puede visitar unos restos.

Y directos a la Catedral.

       

       
 
       

Sí deciros que no os decepcionará para nada si decidís visitar su interior. Preciosa.

Terminamos la tarde dando un breve paseo por Tarragona, hasta el foro provincial. Y de vuelta al hotel a cenar y a descansar que nos lo merecíamos.



Última día hospedados en el hotel de Rocallaura. Al día siguiente PortAventura nos esperaba.

Como era domingo teníamos planificado pasar toda la mañana visitando Tarragona capital y luego ya por la tarde acercarnos un rato a la playa de Torredembarra o alrededores.

De nuevo nos dirigimos en coche al mismo aparcamiento del día anterior pero como era domingo pudimos encontrar sitio para aparcar más cerca de la Puerta del Roser.

En el día de hoy, empezamos nuestra visita por la Casa Castellarnau. Una muy agradable sorpresa.




Y volvimos sobre nuestros pasos para así visitar toda la muralla y a la salida poder acercarnos a la Casa Canals.




De la Casa Canals nos gustaron muchísimo las vistas de Tarragona y del mar desde su terraza.




Y paseando llegamos al Circo Romano. Últimamente se está haciendo un gran esfuerzo económico por remodelar todos los restos romanos de la ciudad de Tarragona ya que se encuentran rodeados de edificios que dificultan las excavaciones. La verdad es que tienes la sensación de que durante muchos años en nuestro país, no se cuidaba el patrimonio y se permitía construir edificios y casas encima de restos. Afortunadamente esto ha cambiado a mejor y ahora los turistas podemos disfrutar del legado que nuestro pasado nos ha dejado.








Y de ahí al anfiteatro que nos causó mejor impresión.



Algunos ya empezábamos a mostrar cierto cansancio, y aprovechábamos cualquier lugar para descansar un poco.

       




El tiempo apremiaba y el horario de apertura se acababa, así que nos quedamos sin poder visitar el foro provincial, aunque mi marido se acercó y consiguió hacer algunas fotografías desde fuera. Antes de comer, nos acercamos al balcón del Mediterráneo a hacer algunas fotos.


Y ya una vez comidos y repuestos del cansancio, nos fuimos a la playa a disfrutar del buen tiempo.



Y de nuevo al hotel a descansar. Allá vamos PortAventura!


Después de cuatro días inolvidables en PortAventura, y a pesar de que alguna sombra intentó empañar una estancia más que agradable y placentera y unos días mágicos, terminamos nuestro viaje por Cataluña con un día en Lleida capital.

Para ello habíamos reservado una noche en un hotel de la capital, un Ibis Budget del cual os haré un breve comentario en el hilo de Alojamientos y Restaurantes.

Así de esta manera pudimos aprovechar el último día en PortAventura hasta bien entrada la noche.

Llegamos ya tarde al hotel, hicimos el check-in y nos fuimos a cenar a un McDonalds para recuperar fuerzas de cara al último día de nuestras vacaciones de verano.

Por la mañana desayunamos y rápidamente nos acercamos el coche a la ciudad de Lleida, aparcamos al otro lado del río, ya que en el centro es prácticamente imposible hacerlo si no es en un parking de pago.

Nuestro punto de interés principal en la ciudad de Lleida era su impresionante catedral y el Castillo de la Suda que se pueden ver desde cualquier lugar de la ciudad, ya que están situados en un promontorio.



Después de un breve paseo por el centro de la ciudad visitando la Catedral Nueva, el Hospital de Santa María, con un magnífico claustro, la iglesia de Sant Llorenç, y el Palacio de la Paeria, tomamos un ascensor, desgraciadamente en un estado lamentable, para llegar al lugar en el que se ubica la Catedral y el Castillo de la Suda. Cuando llegamos arriba, vimos que allí mismo había un parking gratuito, de haberlo sabido con certeza nos habríamos dirigido allí mismo ya que sin duda tanto la catedral como el castillo son los dos monumentos más destacables de la ciudad.

       

Deciros que la catedral, a pesar de que tuvimos el infortunio de encontrar la torre en obras, con andamios, es una preciosidad, a caballo entre el románico y el gótico con todos las características y peculiaridades de una catedral impresionante en otra época. Y desde luego pudimos disfrutar de unas preciosas vistas desde lo alto de la misma así como desde el castillo.

       

        

Y con esto damos por terminada nuestra review de nuestro viaje de Agosto 2013, pedimos disculpas por la tardanza pero se nos acumula el trabajo, ya sabéis que "nos gusta viajar"

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

0 comentarios

Principios y normas de participación:

El Blog Los Viajes de Dora quiere favorecer la participación de todas las personas a través de sus comentarios, siempre bajo una exigencia de calidad que excluye insultos, descalificaciones y consideraciones no relacionadas con el tema en cuestión.

1) Son bienvenidos todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y la cali-
dad de este Blog.

2) La discrepancia y el contraste de pareceres son elementos básicos del debate. Los insul-
tos, ataques personales, descalificaciones o cualquier expresión o contenido que se aleje de los cauces correctos de discusión no tienen cabida en este Blog.

3) La política de moderación garantizará que sea acorde con los principios de pluralidad y -
respeto. No se tolerarán opiniones insultantes, xenófobas, racistas, homófobas, difamatorias o de cualquier otra índole que se consideren inaceptables.

4) Los mensajes publicitarios o sobre cuestiones no relacionadas con el tema de la entrada del Blog serán rechazados.

5) El Blog Los Viajes de Dora se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere
inadecuados.